En Vivo

Bajo viaducto Mitre: más espacios públicos y áreas comerciales

El Bajo Viaducto Mitre estrenó su paseo gastronómico en el tramo del Barrio Chino sumando más de 25 locales para disfrutar de diversos sabores al paso.

El Bajo Viaducto Mitre es un plan integral de reconversión de los terrenos liberados cuando se elevaron las ex trazas ferroviarias a mediados de 2019. Allí, desde el gobierno de la ciudad de Buenos Aires desarrollamos  un proyecto que permitió la creación de nuevos espacios de uso público, corredores peatonales  y espacios verdes que se complementan con las nuevas propuestas,  gastronómicas, comerciales y de entretenimiento.

En una extensión de 3,5 km de obras, desde el cruce con la Avenida Dorrego hasta el cruce con Avenida Monroe, se incorporan al tejido urbano más de 6 ha de superficie de espacios de uso público, ciclovías, corredores aeróbicos y peatonales; áreas de servicios y zonas de integración vecinal; además de espacios con propuestas gastronómicas, comerciales y de entretenimiento mejorando el entorno de la zona y generando nuevos puestos de trabajo.

En el paseo recientemente inaugurado conviven pequeños locales de comida callejera con bazares, regalerías y casas de indumentaria. Cuenta con baños públicos y con un sistema de monitoreo por cámaras. El proyecto del Bajo Viaducto Mitre puso en foco las necesidades de los vecinos y vecinas. Entre marzo y mayo de 2019 se realizaron 15 reuniones participativas. De esos encuentros surgieron 538 ideas que se incorporaron a los informes con los que luego trabajó la comisión evaluadora de ofertas.

La elevación de la traza generó varios beneficios: con la eliminación de 8 cruces a nivel y la apertura de 4 nuevas calles se aseguró la fluidez del tránsito, beneficiando a la movilidad del barrio y el cuidado del medio ambiente (los automóviles consumen menos energía y, por ende, emiten menor cantidad de gases contaminantes y menor ruido). A esto se suma la transformación de los entornos urbanos.

LO QUE VIENE

Continúan las obras de los tramos tramos restantes, tanto de la estación Lisandro de la Torre en donde se incorporarán usos y servicios articulados con el espacio público lindero,  y del tramo del Hipódromo de Palermo que va desde Olleros hasta la Avenida Dorrego  y se convertirá en un nuevo paseo de 11.000 m2 de nuevo espacio público que incluirá propuestas comerciales, gastronómicas  y de servicios con vistas al Hipódromo de la  Ciudad.